viernes, 19 de junio de 2015

SHAUN THE SHEEP, THE MOVIE (Mark Burton, Richard Goleszowski, 2015)


SHAUN THE SHEEP, THE MOVIE (Mark Burton, Richard Goleszowski, 2015)


 
 
En consonancia con la digna estela de la factoría Aardman, y sucesora notabilísima de los cortos que dieron fama a la productora de animación creada por Nick Park, se transforma en largometraje a la oveja Shaun, como antes se hizo con la famosa pareja de Wallace y Groomit. Divertida y entretenida, con golpes de humor sutiles y otros más evidentes, es una película con ritmo, con encanto, con animales humanizados que retan en inteligencia a los pocos humanos que acompañan la narración. Pongan un animal valiente, arrojado e inteligente, un grupo de congéneres más limitados, en el concepto de borregos pero que nunca abandonarán al líder, otros cuantos tontorrones pero fieles a su amo, algún humano malvado con el que enfrentarse y todo un universo de plastilina que se mueve segundo a segundo en un ritmo frenético. Una película de la que poco hay que contar pero si disfrutar, da lo mismo la edad porque Shaun ha pasado del corto al largo llena de vitalidad y encanto. Larga vida a la factoría Aardman aunque ahora el director no haya sido el creador, pero la esencia se mantiene intacta.