lunes, 11 de agosto de 2014

DOCUMENTALES AL PODER. OCHO DOCUMENTALES SIN NECESIDAD DE APELLIDO


UN BAÑO DE REALIDAD.- CINE DOCUMENTAL.

 

Falto de atrevimiento para empezar la semana comentando “La Jetée” de Chris Marker, voy a darme un paseo por el cine documental recomendando lo más interesante de lo que he visto en las últimas semanas en este género cinematográfico donde lo falso y lo verdadero pueden mezclarse hasta ocasionar una confusión tan notable como la de cualquier gobierno negando la realidad de la calle porque los que siempre han ganado dinero ahora ganan mucho más.

 

1º.- THE ARMSTRONG,S LIE (Alex Gibney, 2013)
 
 

La épica del ciclismo, la exigencia y dureza de la prueba ciclista profesional más dura y comercial del planeta, unida al fraude, la mentira, la arrogancia de un personaje hecho a si mismo. El documental se plantea en origen como un retrato del héroe, el regreso del maldito, del injustamente perseguido ganador de 7 Tours de Francia, permanentemente en el punto de mira de las agencias antidopaje, quien, herido en su amor propio de triunfador y depredador, decide, en 2009, regresar a la carrera para demostrar que puede ganar sin sombra de duda. En el curso del documental estalla todo el escándalo larvado, coincide con la revelación  pública del deportista en un programa de máxima audiencia en EEUU reconociendo haber corrido dopado en sus siete victorias precedentes. Pese a ello, y reconociendo que los fans tienen motivos para sentirse engañados, mantiene la arrogancia para declarar que no se considera un tramposo. Obviamente no puede negar que es un mentiroso, algo que para la cultura angloamericana es más grave que hacer trampas. El documental muestra las miserias del ciclismo, el trato dado a sus compañeros de equipo, su tiranía en el pelotón, sus comportamientos para imponer la ley del silencio en el deporte, sus connivencias y sobornos, sus ataques a la prensa y las demandas múltiples para defender su honor y su carrera. La venganza es terrible, desde tener que pedir perdón a tantas personas como humilló deportiva y personalmente hasta tener que probar de su propia medicina en el tour del regreso. Todo un símbolo el hecho de que de las 21 caras de los podios de los 7 tours ganados por Armstrong sólo una ha sobrevivido sin dar positivo, pese a ello nadie reconoce ni un solo error.
 
https://www.youtube.com/watch?v=vx3KJn8r8y0

2º.- THE UNKNOW KNOW (Errol Morris, 2013)
 
 

Otro retrato de la mentira compulsiva, y también procedente de los EEUU, un país capaz de lo mejor y de lo peor de lo peor, en este caso de lo peor que conduce a la inestabilidad, al desorden, al fracaso de la política, al triunfo de la mediocridad, al abuso de la ley, al desprecio de los derechos humanos en nombre de la libertad. La mentira abarca, en la película, un largo periodo de la política norteamericana, desde Nixon hasta Bush jr., la mentira de la política “democrática” usando los mecanismos propios de regímenes sanguinarios. El surgimiento y avance del “neocon” norteamericano encarnado en Donald Rumsfeld, mefistofélico personaje, sobreviviente de gobiernos y gobiernos, accionista de empresas de defensa en paralelo a sus cargos políticos, entre ellos el de secretario de estado de defensa. Sin conseguir que el personaje reconozca ni una sola tacha en su expediente durante la entrevista, su sola presencia y comportamiento termina retratando al mismo. Una sonrisa permanente sea cuál sea su contestación y el tema de conversación invita a pensar un “¿de qué te ríes, imbécil?” , ¿tan gracioso es hablar de Abu Graib, de los bombardeos de Bagdad, de tu papel en la política de Nixon, de tus sucios negocios en Hullyburton? Tan arrogante como el ciclista precedente, se atreve a hacer un juego de palabras con la frase unknow know, que de tanto marearla termina equivocándola hasta caer en el ridículo que Morris le revela. En estas manos dejamos nuestros asuntos, normal es todo lo que nos pasa y nos seguirá pasando.
 


https://www.youtube.com/watch?v=J-NSyMTpkYI

3º.- SHUT UP AND PLAY THE HITS (Dylan Southern-William Lovelace, 2012)
 
 

“Si ha de ser un funeral, que sea el funeral más grande”. El final de la banda LCD Soundsystem, liderada por su factotum James Murphy, en el elegíaco último concierto en el Madison Square Garden el 2 de abril de 2011. Superado, o abrumado por el éxito, en pleno apogeo del grupo, y tomando como cierto que la decisión es exclusiva del cantante y líder de la banda, éste decide poner ¿punto y final? a la experiencia. El documental es un repaso somero a la historia de la banda, a su creación tardía, al éxito inmediato pero creciente, a la imagen nada convencional del líder como cantante de un grupo en la cresta de la ola. Y en el fondo advertimos en la decisión el peso de una derrota, la de sentirse abrumado por la repercusión de la obra, por la exigencia de los seguidores, porque lo que nació para crear un solo disco se multiplicó con el tiempo, y a la par, el miedo al vacío, el temor a la depresión del parón, al inevitable enfrentamiento del paso de los años y al despertarse por las mañanas sin exigencias inaplazables. La emoción de la despedida se traspasa desde la grabación de las imágenes, sentida como una pena de muerte inaplazable, los fans del último concierto disfrutan de las canciones apurados porque, el final de cada una es la evidencia de la inevitable cuenta atrás. Las canciones y las reflexiones de la entrevista se van mezclando, y ambas cierran el círculo de sentida rendición, la de quien no puede gestionar el volumen de lo alcanzado porque nunca pensó alcanzar ni la mitad de esa repercusión. Si se trata de un adios real, o de un simple hasta luego tantas veces visto, corresponde al futuro aclararlo, lo cierto es que la película cumple con creces el papel de elegía, de testamento gozoso de un espectáculo total, e inteligente.

 

https://www.youtube.com/watch?v=_FAUyrFWDvw

4º.- AT BERKELEY (Frederick Wiseman, 2013)
 
 

¿Qué decir del genio de Wiseman para sacar la belleza interior de las personas sin que se note? De las personas y de las instituciones, de los lugares, de los conceptos, del palacio de la ópera de París o del Crazy Horse, da lo mismo. A la espera de poder encontrar su última obra, ni más ni menos que National Gallery, su visión de la institución museística británica, At Berkeley es un homenaje en toda regla a la educación pública en el país avanzado más insolidario e injusto, aquél en el que el dicho “tanto tienes, tanto vales” es el paradigma del éxito. Berkeley es la mejor universidad pública del planeta, afincada en un estado que declaró quiebra hace unos años, California, Berkeley es ejemplo de gestión pública, de moderación en el precio de las tasas, en la aplicación de mecanismos que permitan a los desfavorecidos y a las minorías acceder a las aulas. Y además es paradigma del espíritu crítico de la progresía norteamericana, élites si, pero élites concienciadas de donde estudian y lo importante que es mantener instituciones como las universidades alejadas de los conceptos de rentabilidad y negocio. Todas las caras y facetas de la vida universitaria van desfilando por el contenido de las imágenes, rector, decanos, profesores, alumnos, alumnos becados, alumnos extranjeros, clases, debates, deportes, teatro, danza, baile, parques y jardines……….y ante este fresco contemporáneo uno siente, de verdad, envidia ante la magnitud de la institución y el mantenimiento de su vocación de servicio pese a los mordiscos que dan los recortes y las ofertas desleales de las universidades privadas para contratar a sus mejores profesores.
 
https://www.youtube.com/watch?v=T8YxjsZJoGw

5º.- EFTERKLANG: THE GOST OF PIRAMIDA (Andreas Koefoed, 2012)
 
 

Acerca de la creación musical orbita este pequeño documental sobre, y no sólo, el grupo danés y su excursión-expedición a la remota isla rusa de Pirámide, ahora prácticamente deshabitada, y durante años una mina del estado soviético, desmantelada con la llegada de la glasnot, isla a la que el grupo se desplaza para grabar y obtener sonidos que serán utilizados en su siguiente disco. Las experimentaciones del grupo, su relación con lo inhóspito del lugar, la fantasmal pervivencia de las edificaciones abandonadas, se mezcla con el relato de un viejo habitante de la isla, ya jubilado y residente en Moscú, y las imágenes super8 grabadas en aquel lugar, los duros inviernos árticos, la comunidad forzada por el aislamiento y las repercusiones en la vida familiar. Como si los ecos del pasado pervivieran en los espacios, Efterklang experimenta a la busca del sonido que se puede extraer de los restos de esa vivencia y de ese abandono.


6º.- AI WEIWEI, NEVER SORRY (Alison Klayman, 2012)
 

Al final de la película el título suena más a deseo que a realidad, el enfrentamiento directo y público del artista con el gobierno chino acabó con la detención, desaparición durante casi tres meses del mismo y silenciamiento legal de su persona tras ser excarcelado. El cómo y de qué manera este tigre podrá soltarse de las cadenas está por ver, otros lo han tenido y lo tienen peor, ahí está Lu Xiaobo. La película recoge, sin aparentes censuras, años de trabajo y protesta del artista o metaartista chino, sus implicaciones políticas, sus provocaciones para enfrentar la política oficial china a la falta de libertades, su progresiva repercusión internacional, su afianzamiento en el mercado del arte internacional, su transformación en un icono de la mercadotecnia, su conversión en una industria propia y ajena, y ante todo, la clarividencia y originalidad de sus mensajes, absolutamente subversivos para un político con conocimiento de la falta de libertad a la que somete a sus ciudadanos. La imagen real de la China contemporánea, libre para comerciar, y sojuzgada en el plano de las ideas.


7.- BILL CALLAHAN: APOCALYPSE (Hanly Banks, 2012)
 
 

Documental poético y musical, un recorrido en canciones e imágenes siguiendo el tour del cantante y retratando la miseria del país más rico del mundo y la grandeza de sus espacios, los restos de la voracidad capitalista recogido en canciones que reflejan las dificultades de toda una generación de norteamericanos ahogados por los seguros sanitarios, la falta de trabajo, las hipotecas subprime….todo en un tono lánguido y decadente, como si el retrato de un motel de carretera bastara para recoger el legado de un mundo en ruinas.


8.- CSNY- DEJA VU (Bernard Shackey, 2008)
 
 

En plena vorágine belicista y armamentista, los cuatro viejos rockeros sienten la necesidad de retomar sus orígenes, si a finales de los 60 y en los 70 fueron uno de los iconos de la música protesta contra la guerra de Vietnam, en 2007 hacen una gira, con nuevo álbum para desnudar las mentiras de la invasión de Irak. En plena campaña de las elecciones a la cámara de representantes que anunciaba el cambio de ciclo político en EEUU, anunciaba, porque los problemas reales han persistido, Crosby, Still, Neill yYoung retoman la canción protesta para denunciar las mentiras de Bush, las consecuencias de la guerra, las muertes de los soldados americanos que regresan nuevamente en fundas de plástico, la inseguridad creciente, el abandono de los soldados a su regreso a casa, el odio que genera el discurso político de los músicos en las comunidades tradicionalmente republicanas. El contraste Norte-Sur, la imbecilidad de muchos de los asistentes a sus conciertos escandalizados porque el grupo haga política con sus canciones, demostrando que nunca han escuchado sus canciones como merecían, “nuestros gobernantes son más listos que nosotros, aunque no nos demos cuenta lo son”, el boicot de los medios de comunicación, el inevitable deterioro del paso del tiempo y la claridad de sus letras. Unos músicos comprometidos con la paz y, sobre todo, dispuestos a denunciar la mentira.
https://www.youtube.com/watch?v=rg0sc7pCqC8